EXTIMIDAD

Proyecto fotografía social

Antecedentes, definición y explicación

Como en las primeras corralas del siglo XVI donde se hacinaban familias y compartían un patio en lugar de un muro. Allí donde las finas paredes exponían la intimidad y los trapos sucios se lavaban dentro, pero se tendían fuera. Esta era la pulcra manifestación de la limpieza de una familia. Ropa tendida y olor a limpio.

Así funcionan las redes sociales actuales. Paradigmas de un cambio que en la base no es tal, tan solo se ha globalizado. Ponemos nuestros mejores trapos a la vista de todos y exponemos nuestra vida que pasa a ser de la comunidad. A ser comentada y escudriñada, para que luego el despiece visite cada corrillo.

Este proyecto fotográfico no es más que eso. Una vida expuesta. Con el 100% de las fotografías tomadas con un teléfono móvil y casi todas ellas “tendidas” en el muro de la gran red. Una vida expuesta, con la intimidad compartida y el ego expuesto en miriadas de imágenes que adornan una extimidad comentada.

En una época de máxima obsolescencia, nuestras imágenes, nuestros comentarios, nuestra vida caduca en cada instante, siendo aplastada por la ingente cantidad de información que a cada paso nos envuelve.

Este proyecto no es una crítica a las redes sociales ni a su impacto en la sociedad. Si acaso una reflexión sobre como nos comportamos y como a pesar de todo seguimos repitiendo los mismos patrones. Eso sí, globalizados y magnificados. Las charlas de corrala, los chismes, la vida expuesta, el ego hinchado. De eso se trata, de eso hablamos.

La exposición.

La exposición consta de dos partes, una permanente, que en función del espacio quedará expuesta con fotografías en un formato medio, y otra efímera. En este segundo formato la exposición nace y muere el mismo día, si bien la idea es repetirla. Todas la obras tendidas serán descargadas, vendidas, guardadas, expoliadas, enviadas, quemadas. O simplemente expuestas. Una exposición que nace con la intención de morir allí mismo, en directo. A la vista de todos.

El proyecto extimidad está pensado como un espectáculo, Para la inauguración habrá una exposición que desaparecerá el mismo día que se monta. Las fotos (impresas en 10×15) estarán colgadas de cuerdas de tender junto a calcetines, calzones, etc. Las fotos se podrán comprar directamente. La gente descolgará de la cuerda las fotos que desee y las pagará allí mismo, La idea es que no quede nada, o casi nada de la exposición. habrá entre 500 y 800 fotos expuestas … Las que queden sin vender se quemaran en una hoguera como demostración de lo efímero de la imagen en las redes sociales.

Otro formato de exposición se realizará con la totalidad de las fotos montadas en un muro. Las personas que visiten la misma podrán intercambiar su intimidad con la mía, de manera que podrán llevarse una foto de la exposición por cada foto que traigan, hasta un máximo de 3 por persona. De esta manera la obra irá mutando y difuminándose con el entorno que interactúa siendo otra completamente distinta al finalizar el día.

Asimismo se montará una exposición permanente con una selección de entre 20 y 30 obras en un formato de 30x40cm montada en paspartú que quedará expuesta el tiempo definido en cada caso.

Extimidad es un proyecto sin fecha de terminación. Irá creciendo y mutando, quizás mezclándose con otras personas que hacen lo mismo, quizás desapareciendo con nuevo giro de las tecnologías.

2 Comments

  1. by Isabelle Griffiths on 9 abril, 2017  2:05 pm

    De todos los "albumes" de fotos que tienes esta es definitivamente mi preferida. Me inspira un montón y me parece que tiene un mensaje maravilloso. Todo el mundo lo interpreta de manera distinta, y para mi es muy sentimental. Muchas gracias, es maravilloso lo que haces.

  2. by admin on 9 abril, 2017  4:09 pm

    gracias por tus palabras, es un placer poder compartir mi trabajo.

Leave a reply

Your email address will not be published.